Pasar al contenido principal

Detrás vuestro éxito está la fuerza unida de todos los españoles para que la mejor imagen de España brille en todo el mundo.
— José Luís Rodríguez Zapatero

CAPÍTULO SEGUNDO. AFILIADOS. DERECHOS Y DEBERES.

Art. 4: Afiliados.

Podrán ser afiliados de la AVE las personas físicas que tengan la capacidad efectiva para votar, ya que el compromiso fundamental de la AVE es el de garantizar a sus miembros la administración discrecional de dicha capacidad (Regla de votación). En consecuencia, en la AVE tienen cabida todo tipo de ideologías, opiniones y formas de pensar (Regla de aconfesionalidad).

Art. 5: Admisión.

La cualidad de miembro del partido se adquiere, previa solicitud del interesado, por acuerdo de la Comisión de Afiliados, e implica la aceptación de los estatutos vigentes. Existirá en el partido el Libro de Registro de Afiliados, en donde constarán los datos de altas y bajas definitivas.

Art. 6: Derechos de los afiliados.

Los derechos de los afiliados serán, al menos, los siguientes:

  1. Los recogidos como fines específicos de la AVE, especialmente los principios de votación, documentación y debate.
  2. Participar en las actividades del partido y en los órganos de gobierno y representación, a ejercer el derecho de voto, así como asistir a la Asamblea Nacional, de acuerdo con los estatutos.
  3. Ser electores y elegibles para los cargos del mismo.
  4. Ser informados acerca de la composición de los órganos directivos y de administración o sobre las decisiones adoptadas por los órganos directivos, sobre las actividades realizadas y sobre la situación económica.
  5. Impugnar los acuerdos de los órganos del partido que estimen contrarios a la Ley o a los estatutos.

Art. 7: Obligaciones de los afiliados.

Todos los afiliados cumplirán las obligaciones que resulten de las disposiciones estatutarias y reglamentarias pertinentes, que serán por lo menos las siguientes:

  1. Compartir las finalidades del partido y colaborar para la consecución de las mismas.
  2. Respetar lo dispuesto en los estatutos y en los reglamentos.
  3. Acatar y cumplir los acuerdos válidamente adoptados por los órganos directivos del partido.
  4. Abonar las cuotas y otras aportaciones que, con arreglo a los estatutos, puedan corresponder a cada uno.
  5. Cualesquiera otros deberes lícitos, de acuerdo con la naturaleza y fines del partido, que quieran establecerse.

Art. 8: Baja del afiliado.

Cualquier afiliado del partido podrá cesar en el mismo libremente mediante la oportuna comunicación por escrito.

Art. 9: Régimen disciplinario.

Cualquier miembro podrá solicitar a la Comisión de Afiliados la incoación de un expediente disciplinario previa aportación de los documentos y testimonios en que se sustenta. Dicha Comisión decidirá en el plazo máximo de 15 días si desestima o prosigue el trámite. En este caso se notificará al expedientado por escrito, exponiéndose los motivos y pruebas que lo justifican y concediéndole al menos 15 días para aportar las pruebas y testimonios que considere oportuno en su defensa. Tras la resolución del expediente con una sanción debidamente motivada, el afiliado tendrá 15 días para interponer recurso interno ante la Comisión Directiva caso de contar con nuevas pruebas o testimonios o con el respaldo de al menos 10 afiliados. Se contemplará un último recurso de apelación a la Asamblea Nacional, que precisará para la exculpación del voto favorable de la mayoría absoluta.

Las infracciones podrán ser muy graves, graves y leves. Se consideran infracciones muy graves las que entorpezcan seriamente o impidan a la AVE la consecución de sus fines, especialmente las que vulneren el compromiso de la regla de votación. También se considerará infracción muy grave la sanción de dos infracciones graves en el mismo expediente.

Se consideran infracciones graves la desobediencia a los mandatos de la AVE, la inobservancia de las resoluciones de sus Comisiones y la demora en el pago de las correspondientes cuotas de afiliación durante más de dos meses.

Se consideran infracciones leves las que perjudiquen la imagen de la AVE al no mantener las debidas formas y maneras respetuosas tanto en su funcionamiento interno como público así como la actuación negligente en representación de la AVE.

Las sanciones que podrán imponerse son: expulsión, multa, amonestación, suspensión de militancia e inhabilitación para desempeñar cargos en la AVE o representarla, como se especifica en el reglamento interno.

Correo