Pasar al contenido principal

Las cuentas públicas han tenido superávit todos los años, 70.000 millones de euros de superávit, que nos permiten tener una garantía, una fortaleza para atender cualquier necesidad. La desaceleración no va a ser ni profunda ni prolongada. Va a ser una desaceleración para la cual nuestro país está más preparado que nadie. Debería haber tomado nota del debate entre el señor Solbes y el señor Pizarro, para darse cuenta de que no vale la demagogia en la economía.
— José Luís Rodríguez Zapatero

CAPÍTULO PRIMERO. DENOMINACIÓN, FINES, DOMICILIO.

Art.1: Denominación.

Al amparo del artículo 6º de la Constitución Española, de la Ley Orgánica 6/2002, de 27 de junio, de Partidos Políticos, y de la Disposición final segunda de la Ley Orgánica 1/2002, del 22 de Marzo, reguladora del Derecho de Asociación, se constituye el partido político denominado «Asamblea de Votación Electrónica». Sus siglas son AVE y su símbolo o logotipo consiste en tres rasgos similares en forma de hipérbola con distintas orientaciones para sugerir las siglas, la primera con el vértice arriba, la segunda con el vértice abajo y la tercera con el vértice a la izquierda, enlazando el rasgo medio con los otros para sugerir sus trazos horizontales, como se puede apreciar en el gráfico adjunto.

logoave

Art. 2: Ámbito y Fines.

La AVE es un partido político de ámbito de actuación nacional, autonómico y local constituido para contribuir democráticamente a la determinación de la política nacional, autonómica y local y a la formación de la voluntad y criterio político de los ciudadanos, así como promover su participación en las instituciones representativas de carácter político mediante la presentación y apoyo de candidatos en las correspondientes elecciones, con arreglo a los siguientes fines específicos:

  1. La AVE garantizará a sus miembros toda la participación política que deseen en la medida en que los recursos a disposición del partido lo permitan. Esto significa que se facilitará a los miembros una participación directa, continua y transparente, siendo sus compromisarios vehículos y portavoces de la decisión colectiva de los votantes, que trasladarán proporcionalmente a las correspondientes cámaras con ocasión de cada una de las votaciones. Regla de votación.
  2. La AVE se declara completamente aconfesional, entendiendo la confesión tanto en lo religioso como en lo ideológico. Esto no significa que los afiliados deban renunciar a sus creencias o valores, por el contrario se espera que los defiendan y argumenten en su favor. Pero nunca desde el dogmatismo, sino desde la aceptación y el respeto a las diferencias y asumiendo la confrontación de ideas en el contexto de un debate civilizado, porque interesan más las ideas que las ideologías. Regla de aconfesionalidad.
  3. La AVE ofrecerá a sus miembros información y documentación independiente, diversa y suficiente sobre los temas que se someten a votación. La creciente complejidad de muchas problemáticas aconseja la elaboración de informes que proporcionen a los miembros una amplia documentación, plural y comparativa que facilite la formación de criterios y la toma de decisiones. Para ello, la AVE promoverá y publicará los estudios e investigaciones que considere oportuno. Regla de documentación.
  4. La AVE no obliga a sus miembros a participar, a estar informados, a votar, a tener una opinión, a cambiarla… y tampoco a lo contrario. Todos los miembros tienen derecho a equivocarse, a informarse, a debatir y a expresarse libremente sin ser ignorados, menospreciados o vilipendiados por sus ideas, siempre que discutan civilizadamente y argumenten sin violencia. Regla de debate.
  5. La AVE mantendrá una Sede Virtual en Internet donde se publicarán noticias, estudios, encuestas, votaciones y recuentos. Este portal también servirá de hospedaje a las bitácoras de los miembros y a los foros de discusión sobre los temas activos, permitiendo la participación de los visitantes que deseen hacerlo siempre que acepten los reglamentos establecidos al efecto. Regla de virtualidad.
  6. La AVE, al carecer de ideología, está severamente limitada para definir un programa de gobierno, por eso no gobernará en ningún caso, ni bajo ninguna circunstancia participará en ningún gobierno, ni propondrá iniciativas, ni presentará enmiendas; dejando esta ocupación a ideólogos convencidos y políticos profesionales y limitándose a permitir a sus miembros servirse de sus votos para modular la dialéctica entre formaciones políticas. Regla de renuncia.
  7. La AVE no necesita para llevar a cabo su proyecto una financiación desmedida, puesto que renuncia expresamente al gasto en campañas electorales y publicidad. Además, para salvaguardar su pervivencia e independencia, se establece expresamente que nunca, en ningún caso ni manera, se concertarán créditos o préstamos con entidades financieras. Se aceptará como financiación el desarrollo de servicios de investigación y documentación independiente para terceros. Regla de financiación.

Cualquier modificación de los presentes Estatutos respetará meticulosamente el espíritu que reflejan estos siete principios.

Art. 3: Domicilio.

El domicilio social está provisionalmente en la calle XXXXXXXXXXXXXXXXXX, XXXXXXX, código postal 15007 de La Coruña. El domicilio será modificado por acuerdo de la comisión pertinente.

Correo